Facebook Twitter Google +1     Admin

Tesis

20131025111639-q-gato-copia-1.png

El artículo de que les hablo en la entrada anterior termina así:

Llegados a este punto, permítanme una pregunta que me parece pertinente: Si el consumo de psicotrópicos produce un estado alterado de conciencia capaz de utilizar el color de forma desinhibida, y si la función crea el órgano y viceversa, ¿es posible que una utilización desinhibida del color pueda llegar a producir un estado alterado de conciencia similar al producido por los psicotrópicos? Sí, me atrevo a responder, aunque hubiera preferido no tener que hacerlo.

El final, en realidad, se alargaba un poco más. Esto es lo que falta:

Prueben ustedes a yuxtaponer colores sobre un papel en blanco y, como la cosa vaya bien y funcione (que puede ser que no y que entren en un estado alterado de conciencia muy chungo), verán como se pone su hipotálamo a segregar endorfinas, sus glándulas suprarrenales a segregar corticosteroides o sus testículos a segregar testosterona (en el caso de que sea usted un caballero) o sus ovarios a segregar progesterona (en el caso de que sea usted una señora).

¿Por qué creen, si no, que perseveran los ilustradores en un oficio tan mal pagado?

 

 

25/10/2013 11:16 José Luis Cano #. Textos

Comentarios » Ir a formulario



gravatar.comAutor: Lola

Pues... SI.

Fecha: 30/10/2013 02:41.


gravatar.comAutor: cano

Usted sí que sabe.

Fecha: 30/10/2013 20:21.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris